Edgar Allan Poe: Legado de una tragedia II (Crítica de discos)

Edgar Allan Poe

EDGAR ALLAN POE: Legado de una Tragedia II
Autoeditado, 2014
7’5/10

 

No es algo precisamente frecuente que algún alma creativa de nuestro país se anime a poner sobre sus hombros el peso un proyecto de este tamaño y entidad. De hecho, tuvo que llegar un nombre relativamente desconocido por la mayoría de los fans del heavy/rock nacional para darle cuerpo y forma a la idea. Joaquín Padilla, cantante y líder del grupo de pop Iguana Tango, es el cerebro detrás de Edgar Allan Poe. Un músico aparentemente alejado comercialmente del rock, pero que sin duda ostenta un talento más que notable para crear temas de este estilo. Por si tenemos navegantes despistados, recuerdo que este álbum no es algo que acabe de surgir de la nada, sino la continuación de un proyecto muy serio pensado en clave trilogía que comenzó hace unos años con el lanzamiento de Legado de una Tragedia I. Una (valga la comparación fácil y quizás no del todo acertada) especie de AYREONAVANTASIA con marcado sabor español; una obra pensada para musicalizar la vida y obra del escritor Edgar Allan Poe, que en esta ocasión deberá mover sus ilustres pies a través del mismísimo Hades.

La formula es sin duda atractiva. Joaquín ha realizado un derroche de  buen gusto loable y ha llamado a las armas a todo un escuadrón de cantantes, guitarristas, bajistas y baterías de nuestros grupos más reputados (junto a un puñado de joyas un poco más escondidas) para grabar Legado de una Tragedia II. Algunos repiten de aquel disco de 2008 y muchos otros serán nuevas adquisiciones.

Para realizar un enfoque general del disco,  diré que nos encontramos ante un trabajo mucho más grandilocuente y sinfónico de lo que fuera la primera parte. Las orquestaciones y los arreglos ampulosos van a estar aquí más presentes que los temas directos y hard rockeros, dando esto como resultado un álbum un tanto mas complicado de entender a primera vista. En lo que al acabado sonoro se refiere, no he acabado del todo convencido. La producción me parece bastante superior a la que tenía su antecesor, pero es igual de cierto que el acabado final de las guitarras rítmicas (especialmente) y la batería no termina de llenarme. Las siento algo faltas de empuje, pegada, de presencia en definitiva. Creo que el álbum se habría redondeado con un mejor trato de estos instrumentos.

Iniciamos el repaso con La Antesala del Infierno, que nos da la bienvenida al universo Poe con tétricos teclados y un temprano estribillo que funciona muy bien. Tete Novoa (o mejor dicho, el poeta Virgilio) se hace cargo de la voz principal con brillantez, mientras el particular tono de Pacho Brea ayuda dar ambiente y diferencia al desarrollo de una historia que, sin ser la máxima expresión de la genialidad, no desmerece en absoluto el trabajo musical realizado. Un tema muy conseguido que estalla en su segunda mitad con un gran solo de guitarra y la voz de Alfred Romero, cambio de ritmo inclusive.

Los infortunios de la Virtud comienza de una forma especialmente sinfónica a las manos del teclista Manuel Ramil, para rápidamente ceder el protagonismo el bajo de Ricardo Esteban. Vocalmente llega el turno del protagonista de la obra, Edgar Allan Poe, encarnado de nuevo por un Leo Jiménez que derrocha potencia en el dueto que mantiene con José Cano; coronado en un coro muy acertado, aunque no tanto como el de Devoradores de Mezquindad, mi tema favorito del álbum. Una pista más heavy, de destacado inicio a la guitarra rítmica por parte de Abel Franco y teclados a cargo del infalible Manuel Ibáñez. En este caso escucharemos las voces de Leo, Tete, Manuel Escudero y (sobre todo) un desatado Ronnie Romero que sencillamente lo rompe todo a su paso.

La ciudad del mal ha sido el tema escogido para dar a conocer la obra. Israel Ramos acapara los primeros tres minutos de un tema que subirá el tempo progresivamente, viajando de una entrada ambiental a un estribillo power metal de manual. Muy pegadiza, aderezada con las voces (muy de mi gusto, para que negarlo) de Nacho Ruiz y David Requejado, que realizan una buena labor. De todos modos, debo decir que pienso que se les ha dado demasiado poco espacio para lucirse, especialmente al primero.

 

Audio. Edgar Allan Poe, La ciudad del mal

 

El que si que tiene espacio para demostrar todas sus cualidades es José Broseta, capaz de retar al mismísimo Leo en Más Allá del Amor…el Dolor, un autentico temazo lleno de cambios de ritmo, variaciones en las líneas vocales y un trabajo instrumental (esos solos y ese teclado…) de órdago. Más compleja que las anteriores, algo más tétrica, pero sin duda una de las mejores a largo plazo. Con Babilonia Eterna (una bonita balada donde Joaquín Padilla demuestra ser un gran cantante) y Sangriento Elixir (Con especial protagonismo de Enrik García y un precioso violín) tengo más dificultades, debido a uno de los defectos generales del disco para quien escribe, el exceso de minutaje. Comprendo que introducir en un disco tantos músicos es complicado, pero todos los temas tienen una duración cercana a los 7-8 minutos. Firmemente, creo que no todos los cortes necesitan tanto relleno, ya que algunos llegan a hacerse algo pesados.

Yo te Maldigo, sin embargo, funciona a las mil maravillas siendo la canción mas larga de la obra. Sin duda alguna el corte más potente, protagonizado por un dialogo entre un desbocado Leo Jimenez y Manuel Rodríguez, que representa en esta ocasión al terrible Lucifer. Un tema digno de ese combate final. Seguidamente El señor de los sueños nos ofrece un soplo de aire fresco, unas melodías y un ritmo diferentes en el disco, un corte más especial que me ha gustado mucho.. Zeta congenia su voz con la de Leo en esta ocasión para crear un ambiente oscuro, hasta misterioso. El punto final llega con Las Fauces del Averno, pista de dos mitades bien diferenciadas. En la primera mezclaremos la grandilocuencia con la agresividad en la voz de Pau Monteagudo, que canta de una forma distinta a las que nos tiene acostumbrados. Sin embargo, el tema termina con un derroche de optimismo y coros que levantan el ánimo del que escucha fácilmente. Un final de tinte épico por todo lo alto para una obra de mucho mérito.

 

Audio. Edgar Allan Poe, Los infortunios de la virtud

 

No vale con juntar a todos los genios del panorama y mandarlos a grabar sus respectivos instrumentos. Si ese talento no se canaliza y se dirige con rigor al buen camino el resultado sería, con suerte, una obra difusa con pequeños momentos de brillo, pero perdida en su mayoría en la mas alta mediocridad. Por fortuna, no es este el caso de Legado de una Tragedia II. Joaquín Padilla lo ha vuelto a conseguir. Ha sabido seleccionar bien todo lo que ha necesitado, aportar unas canciones estupendas a su obra y rellenarlas de magia. Por supuesto, sigue habiendo aspectos a mejorar, pero siempre podemos verlos (de hecho, esperamos poder verlos) solucionados en la futura tercera parte. Una obra casi teatral muy cuidada, llena de arreglos y momentos que realmente transmiten; a la vez que un buen resumen de lo que es nuestro mundillo (aunque..¿alguien ha dicho SAUROM?) en su faceta más melódica a día de hoy. ¡¡Enhorabuena, Joaquín!!

 

Texto: Paco Sánchez (@cloud1377)
Ilustración: Andrés Miguel

 

Formación (al completo):

Vocalistas:

EDGAR ALLAN POE – LEO JIMÉNEZ
VIRGILIO – TETE NOVOA (Saratoga)
MORFEO – ZETA (Mago de Oz)
CARONTE – PACHO BREA (Ankhara)
MARQUÉS DE SADE – JOSÉ CANO (Centinela)
DANTE – JOSÉ BROSETA (Opera Magna)
MINOS – ALFRED ROMERO (Dark Moor)
CERBERO – RONNIE ROMERO (Lords of Black)
LUCIFER – MANUEL RODRIGUEZ (Sphinx)
ABADDON – PAU MONTEAGUDO (Uzzhuaïa)
FLIGIAS – ISRAEL RAMOS (Alquimia)
BARÓN FERENC NÁDASDY – IGNACIO PRIETO (Eden Lost, Atlas)
PLUTO – MANUEL ESCUDERO (Sacramento)
ELIZABETH BATHORY – BEATRIZ ALBERT (Ebony Ark)
MATTHEW – TANKE (Fiebre)
MENSAJERO DEL CIELO – DAVID REQUEJADO (Perfect Smile)
SEMÍRAMIS – CHUS HERRANZ (We Will Rock You)
EURYNOMUS – NACHO RUÍZ (Santelmo)
REY NINO – JOAQUÍN PADILLA (Legado de una Tragedia)

Guitarristas:

PACO VENTURA (MEDINA AZAHARA)
PABLO GARCIA (WARCRY)
ANTONIO PINO (LEO JIMENEZ, ANKHARA…)
JERO RAMIRO (EX-SANTELMO)
ENRIK GARCIA (DARK MOOR)
JOXEMI (SKA-P)
JAVIER NULA (OPERA MAGNA)
JUANJO MELERO (SANGRE AZUL)
MANOLO ARIAS (NIAGARA, ATLAS)
LUIS CRUZ (TOPO)
ALFONSO SAMOS (PANZER)
ABEL FRANCO (TONY SOLO)
OLIVER MARTIN (WHISTLINO)

Teclistas:

JAVI DIEZ (MÄGO DE OZ)
MANUEL RAMIL (SAUZE)
MANUEL IBAÑEZ (MEDINA AZAHARA)
ANDY C. (SARATOGA)

Bajistas:

PATRICIO BABASASA (STRAVAGANZZA)
JOSÉ HURTADO (COILBOX)
DIEGO MIRANDA (EL GRAN BONOBO)
RICARDO ESTEBAN (WHISKEY VIEJO)

Baterías:

CARLOS EXPÓSITO (LEO, JORGE SALÁN…)
ANDY C. (SARATOGA)
CARLOS MIRAT (OBUS)

 

Tracklist de Legado de una Tragedia II:

  1. La antesala del infierno
  2. Los infortunios de la virtud
  3. Devoradores de Mezquindad
  4. La ciudad del mal
  5. Mas allá del amor…el dolor
  6. Babilonia Eterna
  7. Sangriento Elixir
  8. Yo te maldigo
  9. El señor de los sueños
  10. Las fauces del averno

Escucha Legado de una Tragedia II en Spotify:

15 thoughts on “Edgar Allan Poe: Legado de una tragedia II (Crítica de discos)

  1. Es increíble lo epidérmico de la mayoría de criticas y esta es una de ellas, todas dicen lo mismo, parece que se pusieron de acuerdo. Me gustaría preguntar donde exactamente o que o como es que logran detectar ” lo malo” del cd con respecto a la batería y las guitarras rítmicas. Que en algunas canciones se escuchan muy baja la batería que la guitarra rítmica aquí que la guitarra rítmica allá. DONDE están esos errores? Nadie ha hecho una sola critica que adentre en el cd verdaderamente tocando la temática de la cantidad de literatura que se logro meter en una sola obra, este no es el típico álbum que con 4 escuchadas ya se logra entender, hay que escuchar la primer parte y leer TANTISIMO para entenderlo. Esta critica es una mas del montón. Y no digo que el cd sea perfecto, pero como es que siempre las criticas dicen lo mismo?

    • ¡¡ Hola ¡¡ Yo hice la reseña ;). Entiendo tu crítica y la acepto obviamente, todo ayuda a mejorar. Pero he de decirte que, tal vez, si varias críticas opinan lo mismo que yo (cosa que, reconozco, no he comprobado) pues quizás es porque el disco tiene puntos flojos que no solo veo yo si no que ven más personas. Sin ir más lejos, un amigo mío que ni escribe en ninguna web ni nada parecido me dijo hace unos días tras recomendarle el CD: “Tío, es verdad, está bien el disco blablabla…pero las guitarras no me gustan”. Para mi, las baterías y las guitarras rítmicas del disco podían sonar muchísimo mejor. Insisto, PARA MÍ. No me gusta en absoluto el sonido de estas últimas. ¿Que a ti te parece que suenan bien? ¡¡ Respetable ¡¡ Pero yo no lo veo así, y mis críticas son MI opinión respecto a un disco :). Creo de todos modos que es evidente que podían sonar muchísimo mejor, sin ir más lejos en casi cualquier álbum de heavy de hoy día suenan con mas chicha jeje. De todos modos los demás instrumentos suenan bastante bien. Respecto a las letras, prefiero comentar qué podemos encontrar musicalmente , quien participa, por qué derroteros va la obra…no soy un especialista en literatura, por desgracia. De todos modos, como he dicho, me han gustado las letras y la temática. Y se pueden decir mil cosas de un disco tan trabajado, pero no puedo hacer una crítica de 10 folios. No la leería nadie amigo jeje. Ya me cuesta sintetizar en 1000-1300 palabras :P. Un abrazo y siento que no te haya gustado la reseña. Gracias por leernos de todos modos :)

    • Tienes mucha razón Sergio, es increible como pudieron hacer una mezcla perfecta de tantas tématicas en cuestión a la literatura por un lado tenemos al enigmatico Dante Alighieri con su “Divina Comedia” siendo el centro y ambientación del disco mientras que detallan los sufrimientos de Edgar Allan Poe y el Marques de Sade. Este disco es algo excepcional que logro mezclar en perfecta condiciones mucha literatura es una buena obra independiente de los “arreglos músicales” y la manera en fue arreglado y presentado uno a uno los detalles del averno y todo ha sido genial, realmente me ha dejado sin palabras.

  2. Jajaja, vaya comentario. Parece como si lo hubiera escrito el mismísimo Padilla ofendidísimo 😉

    Pues quizá todas dicen lo mismo porque detectan un mismo problema evidentísimo: que la producción (sonora, estamos hablando, nadie se está metiendo con la composición de la música) de las baterías y de las guitarras no es la más adecuada para un disco tan pretencioso como éste.

    Y, sinceramente, los textos estarán estudiadísimos y lo que quieras, pero hay una cantidad de letra metida con calzador y de palabras mal acentuadas en favor de la melodía a lo largo de todo el cd, que hace daño a los oídos.

    A mí el disco no me ha gustado nada de nada. Lo siento.

    • El disco no suena mal, son las guitarra rítmicas y las baterías las que no suenan como deberían de sonar, o, si lo prefieres, como a mi me gusta que suenen. Yo al menos he escuchado el disco con cascos, en dos equipos de sonido distintos y en varias situaciones, que por algo estoy de vacaciones :P. Y en todos he notado lo mismo. Si hay personas que no están de acuerdo, respeto su opinión. A mi personalmente es un disco que me ha gustado mucho, pero no por ello voy a dejar de comentar sus defectos. Ponerle un sobresaliente o 5 cuernos, para mi es exagerar mucho 😉

  3. Y dale. Hay discos que suenan mucho peor (la primera parte de “Legado de una Tragedia”, sin ir más lejos, cuya producción es horrenda), pero hay cosas que en la mezcla se podrían haber mejorado mucho. Yo lo he oído con cascos y también con buen equipo y nanai…

    Por otro lado, hay un enorme porcentaje del público oyente que, cuando escucha un álbum, no se pone a indagar en si el autor ha hecho un estupendo ejercicio de investigación literaria para elaborar las letras del disco. (y menos si hay que leer “tantísimo” y se requiera ser una “eminencia en literatura” para entenderlo). Simplemente disfrutan de la música. Si el compositor se ha visto frustrado por la incomprensión del público hacia su “hazaña letrística”, ya puede irse acostumbrando… o dedicándose a otra cosa, porque no hay tanta gente que se pare a analizar las letras.

    Y, en este caso, mejor que no lo hagan, porque, como ya he dicho anteriormente, y dejando a un lado el esfuerzo innegable que tiene que haber hecho para construir y enlazar ambas obras (musicales y literarias), las letras metidas con calzador y las malas acentuaciones empañan el trabajo letrístico de este disco.

  4. Cada uno tendrá su opinión sobre el disco, pero creo que es muy injusto exigirle a Paco un análisis literario, que además requieren unos conocimientos bastante amplios sobre la obra de Edgar Allan Poe (y no hablamos de cualquier autor). Claro que la crítica sería mucho más completa si a la musical se uniese la literaria, pero también hay que reconocer que se trata de una expectativa demasiado exigente.

    Este es un portal musical, y la reseña de nuestro redactor podrá ser más o menos acertada, pero de lo que no se puede dudar es que es adecuada: analiza un disco, y no una adaptación teatral, aunque esta forme parte del primero.

    Y repito que cada uno tiene su opinión y derecho a manifestarla; y que la mayoría a veces se equivoca, no tiene la razón por serlo. Pero no se puede reprochar que casi todas críticas coincidan en los puntos fuertes y débiles del disco…. Si hay consenso, como con cualquier opinión, debería al menos respetarse, aunque no se esté de acuerdo.

  5. Me hubiera gustado analizar las letras y la temática mejor, claro, pero no soy un experto en Poe, por desgracia. De todos modos creo (corregidme si me equivoco porque no estoy 100% seguro, quizás haya varias referencias que alguien que haya leído mucho sus obras entienda mejor que yo) que esta vez casi todo es ficticio y mucho mas basado en La Divina Comedia que en las obras de Poe. Se ha juntado el universo de Dante con el personaje de Poe en una mezcla que ya he dicho, me ha gustado jeje. Pero esto es un disco de música, de heavy metal. Y creo que es mejor analizarlo como tal. ¡¡ Muchos álbumes tienen buenas letras y a lo mejor las mencionamos muy poco en las reseñas ¡¡ :)

    • Ya que estamos, comento yo también. No he escuchado el disco, pero sí he ojeado las letras (sí que conozco tanto a Poe como a Dante, y servidor lleva varios años en una carrera con mucha literatura) y, aunque sí merecen un análisis, esto no deja de ser un disco de Metal. Y rara vez veréis en cualquier web un análisis lírico o conceptual en un disco del estilo. Las letras tienen un peso, pero no olvidemos que lo que se suele poner en primer plano (me parece arriesgado decir lo más importante).

  6. Una critica es una crítica y hay que aceptarla, no creo que sea tan complicado. No hay que ofenderse porque te saquen los puntos flacos de tu trabajo ya que eso es lo que te ayuda a mejorar. Estés al nivel que estés!

    Me dirijo al lado oscuro de la luna y a Paco: seguid diciendo lo que pensáis y seguid haciendo críticas de verdad.

  7. Pingback: Alborea: Alborea (Crítica de discos) | El Lado Oscuro de la Luna

  8. El album es una auténtica obra de arte. Las críticas a las guitarras o batería son sólo el punto de vista de gente que prefiere que haya “más ruido y menos melodía”, cosa que no comparto. Me parece muy buena la orquestación, que la fuerza y rabia ya la ponen Leo, José Cano, Tete…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


7 + uno =