Gamma Ray: Skeletons & Majesties Live (Review)

Gamma Ray

GAMMA RAY, Skeletons & Majesties Live
EarMusic, 2012
8/10

 

Skeletons & Majesties Live es el nuevo CD/DVD del cuarteto germano de Power Metal Gamma Ray, ofreciéndonos un concierto grabado el 29 de abril de 2011 en Pratteln, Suiza. Este lanzamiento será el último material que incluirá al ahora ex-batería del combo Dan Zimmermann, cuyo puesto ocupa en la actualidad Michael Ehré. Se trata de una buena demostración del ejercicio que supone ver en directo a esta grandísima banda, con unas cuantas sorpresas en el setlist.

Welcome es la intro, presentando a todos y cada uno de los miembros, mientras la reacción del público va en aumento antes del primer pelotazo, Anywhere in the Galaxy. Instrumentalmente suenan tan potentes, afilados a la par que melódicos y, sobre todo, precisos,como de costumbre. Hansen a las voces, sin ser el de antaño, se mantiene bastante bien, llegando perfectamente a los tonos más exigentes. Men, Martians and Machines, un tema algo menos común en sus directos pero igual de eficaz, especialmente la parte anterior al estribillo, con unas líneas vocales que rebosan fuerza y magnetismo. Le sigue un tema de su segundo disco, cuando contaban con Ralph Scheepers (Primal Fear) a las voces, es la demostración de que no es un directo más con temas típicos. Ese tema es The Spirit, con el solo de bajo del principio adornado con las palmadas del público. Sin ser de mis favoritas, se agradece esta sorpresa, especialmente con el luminoso estribillo. Hansen se desenvuelve muy bien en los temas donde originalmente no cantaba él, solemne en los tonos medios y solvente en los altos.

Volvemos unos años más adelante con ese tema con un marcado homenaje a Judas Priest llamado Wings of Destiny. Veloz, con mucha pegada, mucho doble bombo e intensos duelos de guitarras marca de la casa, quizás no tan conocida como sus grandes clásicos, pero un valor seguro para cualquiera que conozca con cierta profundidad a la banda. Tras la escueta presentación y algún chillido de fondo, toca desgranar el disco emblema de la banda, Land of the Free (1995) con la balada Farewell, dedicada por Kai Hansen a su amigo el ex batería de Helloween Ingo Schwichtenberg, que se suicidó en el 95 antes de la salida del disco, con el apoyo del bajista Dirk Schlächter a las voces donde canta Hansi Kürch (Blind Guardian) en el estudio. Solemne, delicada y profundamente emotiva, bien respaldada por el respetable, Hansen se dedica enteramente a la voz aquí. Cambiamos de grupo, para hacer una versión. Gamma Ray, el tema que les dio nombre, del grupo de Krautrock Birth Control, acortada por las circunstancias y adaptada al Metal melódico de la banda.

La siguiente es Money, otro tema que originalmente estaba cantado por Scheepers, del debut de Gamma Ray. Con su hilarante intro sampleada, antes de la marea de guitarras. La canción, muy crítica, destaca por los brutales contrastes vocales entre tonos medios y agudos afiladísimos. Tras una breve interacción con el público, una de las pocas, toca la rockera y melódica Time to Break Free, con Michael Kiske colaborando, sin perder su toque. Mejora notablemente su homóloga de estudio, con un sonido mucho más contundente. Ahora toca, aunque sea en versión acústica, el tema clásico del conjunto por excelencia. Rebellion in Dreamland no pierde su majestuosidad, pero sí parte de la épica que la convierte en una de las mejores canciones del grupo. Hansen se mueve cómodamente a las voces, pero no es lo mismo, salvo el ornamentado final. Al menos nos queda la excelente letra. Queda otro tema en acústico, Send Me A Sign. Adolece del mismo problema, la costumbre del tema en estudio. Aunque la conjunción acústico + piano le da personalidad, echo en falta el trallazo de la original, salvo el solo eléctrico.


Gamma Ray, Skeletons & Majesties Live (2012), Official Trailer

El segundo CD empieza con la intro Induction, que debe de ser la mejor intro que jamás hayan hecho, antes del temazo, y de nuevo no es un tema nada típico, Dethrone Tyranny. Ese disco algo más oscuro que es No World Order (2001), un tema rápido, afilado, muy heavy, con un estribillo plagado de voces dobladas, interpretados con mucha clase y un Hansen totalmente rompedor en los agudos. La siguiente no es exactamente propia, Watcher in the Sky es un tema de Iron Savior, banda en la que colaboró Kai Hansen, pero que también está incluído en Somewhere Out in Space (1997). Suena casi propia, esa escuela de Heavy/Power Metal alemana llena de pegada. Hold Your Ground, otro tema de los primeros discos y poco interpretado en vivo. Una crítica feroz, líricamente muy buena, Power de melodías directas y doble bombo por un tubo, con muchos coros, alguna sección más enrevesada, con bastante teclado detrás. La balada A While in Dreamland cuenta de nuevo con la colaboración de Michael Kiske, novedad respecto al estudio. Melosa, no es de mis baladas favoritas del conjunto, pero el público responde muy bien a la llegada del pelado cantante y al dueto.

Rise es la única concesión a su último disco, el flojo To The Metal (2010), y la verdad es que han elegido el que considero mejor tema del disco, potente, melódica y con sus correspondientes cambios de ritmo, con su calmado estribillo, cantado en tonos más graves que de normal. Brothers, rockera y pegadiza, aunque lejos de mis favoritas, bastante alargada, es la última parada antes de los bises. Y menudos bises: la monumental Insurrection. Más de 10 minutos de Power Metal con abundantes guiños progresivos, ojalá la tocasen más a menudo. Mezclando tinieblas y melodía, comienzo lento antes de la explosión de furia, épica como pocas. El final, a modo de fiesta, es una versión bastante alargada de Future World de Helloween de nuevo con Kiske tras el micro, un festivo final para un gran espectáculo, con el hímnico estribillo aullado por todo el público.

 

Gamma Ray, Anywhere in the Galaxy (Skeletons & Majesties Live, 2012)

 

Aun teniendo un grandísimo DVD en directo reciente como es Hell Yeah! (2008), el novedoso setlist hace que sea imprescindible para los aficionados a la banda, además de repasar todos sus lanzamientos salvo el mejorable Majestic (2005). Sí, faltan temazos y alguno muy conocido (Man on a Mission, Last Before the Storm, Somewhere Out In Space, One With The World, All of the Damned, Armageddonqué voy a decir de una de mis bandas favoritas), pero los que hay son cundentes y nada típicos. Dos horas que demuestran que en directo son una máquina muy bien engrasada. Queda ver qué tal se acopla Michael Ehré al grupo, que visitará el año que viene nuestro país con Helloween, pero de momento las últimas referencias en vivo del grupo son inmejorables, si obviamos que no es un grupo que converse mucho con el público. Escucha más que obligada para cualquiera que le interese Gamma Ray. 

 

Texto: Pablo García
Ilustración: Andrés Miguel

Escucha Skeletons & Majesties Live en Spotify:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


uno + 4 =