Resurrection Fest 2014. Jornada del jueves 31/07/2014

Sábado, 3 de agosto de 2013. BAD RELIGION  tocaba los últimos acordes de Dept. of False Hope. Aunque aún faltaban un par de grupos por tocar, el festival estaba prácticamente concluido. Con NOFX en la cabeza, comenzaba ya la cuenta atrás para el próximo verano. Un añito entero faltaba, lo que para unos suponía muchas horas de espera y para otros muchos días de intenso trabajo. Trabajo excepcional (del que felizmente orgullosos pueden sentirse los organizadores del festival) que pudimos saborear los pasados 31 de julio, 1 y 2 de agosto en la edición 2014, BREAK YOUR CHAINS.

En una de las cajas del GADIS de Viveiro, mientras pagábamos un buen cargamento de birras, una simpatiquísima empleada nos entregaba horarios detallados del festival. Una señal de que la organización del festival no cesa en su empeño de mejorar cada pequeño detalle año a año. Pero lo que más nos interesaba era el contenido de ese folleto. Las bandas en él escritas.

Un cartel de lujo y con un notable sabor metalero, mayor respecto a otros años. Nos llamaba la atención la hora de inicio, mucho más temprano. A las 13:30 del Jueves sonaba el primer grupo, los portugueses ASH IS A ROBOT, una de las bandas ganadoras del BAND CONTEST.

Las puertas apenas se acababan de abrir y la afluencia de gente se limitaba prácticamente a los fieles seguidores de las bandas más tempraneras. Mientras el lugar comienza a llenarse poco a poco, nosotros aprovechamos para hacer un reconocimiento por el recinto y acercarnos a  zona de prensa. Para ello tenemos que entrar en el Pandemonium, una zona reservada para las ‘otras’ pulseras. Hay que reconocer que estaba muy currada y la ambientación no podía ser más ‘resurrection’.

Desenfundamos la cámara y la primer víctima son los vascos CHILDRAIN. Ya estaban casi acabando su concierto pero pudimos tomar nota del potente y colocado sonido que ofrecieron bajo un Ritual Stage (la carpa) prácticamente lleno. Eran conscientes de la oportunidad que tenían de defender su apuesta por el hardcore melódico más noventero y no defraudaron. El público respondió con una sonora ovación mientras gran parte de la carpa se desalojaba pues había comenzado MUTANT SQUAD en el escenario principal.

Aunque los horarios estaban bien cuadrados y no hubo casi solapes notables, es cierto que más de uno se dejó algún kilito que otro corriendo de un escenario a otro para no perder detalle de nada.

Mientras el trío gallego destrozaba el Main Stage con su cargado trash metal, nos dirigimos al escenario 2. Allí aguardan impacientes un grupo de jóvenes seguidores. Entre ellos vemos algún que otro look manga, vestimentas orientales. Era el turno de RISE OF THE NORTHSTAR. Tan pronto se cierra el telón del escenario principal suena el primer baquetazo en el Chaos Stage. Sobre él, 5 figuras sacadas de alguna serie de televisión japonesa ofrecen una puesta en escena imponente. Ciertamente el escenario se les quedaba pequeño. Unos 40 minutos de concierto en el que sonó prácticamente Demonstrating My Saiya Style (2012) al completo, y que aprovecharon para presentar su nuevo single Welcame (Furyo State of Mind). Un sonido muy contundente y bien mezclado para un estilo definido a base de mezcla de trash, hip-hop, hardcore, manga. Todo ello aderezado por unas letras en un inglés peculiar, de acento francés. Apenas había escuchado a este grupo pero debo decir que no sonaron nada, nada mal. Y el público asistente opinó lo mismo, aunque alguno que otro no pudo evitar huir al empezar a sonar COBRA bajo la carpa.

El cielo estaba gris y aunque las previsiones no daban agua hasta el Sábado, nunca te puedes fiar de nada aquí en el Norte. Así que con los dedos cruzados nos dirigimos al Main Stage donde hacían aparición los portugueses MORE THAN A THOUSAND, quienes habían sido de las últimas confirmaciones del festival. Muchas eran las ganas que un servidor tenía de verles en concierto. Sin embargo no puedo decir que me haya ido satisfecho. El poco tiempo del que disponían hizo una setlist corta y falta de grandes temas. Venían presentando el nuevo disco Vol.5-Lost at Home (2014) y aunque, en mi opinión tiene calidad de sobra, parece que aún no ha calado mucho entre los seguidores quienes tuvieron su momento de gloria en el último tema del concierto, No Bad Blood, que arrancó uno de los pits más grandes del festival hasta el momento.

 


En cuanto al sonido, dejando de lado un problema de conexión con el bajo en la primera canción, que fue la anécdota, el escenario les parecía quedar grande. Sonido algo disperso y falta de esa contundencia que los caracteriza. Hay que decir que los coros estuvieron a la altura y la voz gutural de Vasco Ramos no defraudó. Creo que este tipo de grupos están hechos para sala pequeña y cerrada, donde cambian por completo. Este próximo Noviembre estarán en Razzmatazz 2 en Barcelona junto a COMEBACK KID (y más bandas), otro clásico del Resurrection.

 

Setlist de MORE THAN A THOUSAND en Spotify

 

Desde el Chaos Stage escuchamos una mezcla de punk-rock y hardcore melódico que nos hace recordar enormemente a RISE AGAINST (cruzamos los dedos a ver si el año que viene se portan bien los reyes): son los suecos ATLAS LOSING GRIP. Aunque no vimos el concierto completo, el sonido fue muy bueno. Con un carisma enorme lograron conectar con un público que empezaba a surfear,  brindando uno de los conciertos más entrañables del día. Los escasos 45 minutos de que disponían dieron de sí y nos trajeron una mezcla de temas, la mayoría del último álbum: State of Unrest (2011).

Aprovechamos para darnos una vuelta por el festival y ver el resto de cosas que suceden. Una larga cola brota de la caseta de Jägermeister. No sé muy bien si la cola era para recoger una firma de los integrantes de RISE OF THE NORTHSTAR o por recoger un refrescante chupito de Jäger. Eso lo sabrá cada uno. Decidimos entonces ir a la zona de prensa a ver que se cuece.

 

 

Allí nos encontramos con el equipo de Metalovision, que está filmando el vídeo oficial del festival. Aparece entonces Johan Hegg, vocalista de AMON AMARTH. Vestido un poco de incógnito accede a realizar una breve entrevista durante la cual aprovecho para tomarle un par de fotos.

Ya ha acabado el concierto de ATLAS LOSING GRIP y a los pocos minutos aparecen por allí Stefan Bratt y Gustav Burn, bajista y guitarra de la banda recién citada. Aprovecho para sacarles alguna foto también mientras parece que se lo están pasando en grande en la entrevista.

Continuamos con nuestra paseíllo miscelánea por el recinto entre eventos de Jägermeister, personajes vestidos de ‘Dragon Ball’ y demás fauna festivalera. Poco antes de las 8 comenzaría el concierto de CROWBAR, así que nos vamos corriendo a la zona de prensa a apurar algunas fotos a la entrevista de ARCHITECTS al completo. La verdad que los británicos estuvieron pletóricos. Ellos mismos se entrevistaron y realmente era difícil entender lo que decían ante la perplejidad graciosa de los asistentes.

Salimos, ahora sí, al escenario principal donde CROWBAR ya había empezado su show. Estaba terminando Walk with Knowledge Wisely, un tema de su nuevo disco Symmetry in Black (2014). Seguida de High Rate Extinction y Conquering pronto el escenario se llenaría y el público se metería de lleno en el concierto.

 

 

El sonido pudo haber sido algo mejor, ciertamente sí, pero el carisma de Kirk Windstein dejó de lado cualquier tipo de carencia y, quien fue a disfrutar con CROWBAR, lo hizo. Un setlist recopilatorio de los grandes temas de su discografía que cautivó a unos asistentes cuyos cuellos recordarían este concierto al día siguiente.

Tras esta dosis de sonidos Sludge, bajas afinaciones y canciones pesadas nos vamos al Chaos Stage donde están a punto de empezar los estadounidenses AUTHORITY ZERO, quienes volvían a subirse a un escenario en el Resurrection Fest. Eran casi las 9 de la noche y el Sol comenzaba a ponerse tras la montaña. Si tuviera que elegir una hora y un escenario para tocar en este festival, sin duda elegiría esta combinación. No sé si es por la luz o porque coincide que los grupos a esa hora lo hacen muy bien, pero siempre me quedo con la sensación de conciertazo. Éste fue uno de ellos. Llegaba uno de los platos fuertes para los seguidores más reggae y skate punk. Frente al escenario cientos de personas aguardaban a los de Arizona. Con una setlist dominada por temas de su último álbum The Tipping Point (2013), no se olvidaron tampoco de sus temas más conocidos: Liberateducation, No regrets, Brick on The Wave. Mientras tanto los pits se sucedían sin descanso y el público surfeaba sin parar.

 

 

Mucho movimiento y diversión mientras la luz adquiría ese tono cálido y dorado que calentaba las almas de los presentes. Manos al cielo y algunos subidos a hombros, el concierto llegaba a su fin. El público se había entregado y el vocalista Jason DeVore no pudo contenerse. Brindó la última canción desde el foso donde el público luchaba por compartir esa emoción lo más cerca de él posible. Se tiraron púas, baquetas y demás.

El aplauso fue largo y se fusionó con el primer zarpazo de AMON AMARTH, que aparecían con fuerza en el Main Stage. Father of the Wolves se encargaba de abrir el show. Johan Hegg, con un atuendo más auténtico, expulsaba su potente voz proveniente del fondo de su alma. Frente a él una inmensa marea de camisetas negras vibraba con el fiero Death Melódico de los suecos. Comenzaron con tres temas de su último disco Deceiver of the Gods (2013). Pero no habían venido solo a mostrarnos su último trabajo. Así pues tiraron de repertorio y deleitaron al público con temas más consagrados como Twilight of the Thunder God, Cry of the Black Birds, Asator, War of The Gods. El público, entusiasmado después de tal carga de punteos demoledores y riffs delirantes montados sobre una pesada traca de batería, pidió más. Era el momento de regalarse. Ofrecieron un bis final con un clásico para acabar: The Pursuit of Vikings cerraría un concierto que se presentaba algo temerario. Muchos eran algo escépticos respecto a la incorporación de este grupo al cartel del festival, de la acogida que tendría. Pero no falló. Ni el grupo ni el público. Enhorabuena a ambos.

 

Setlist de AMON AMARTH en Spotify

 

Ya se había hecho de noche y la ausencia del Sol hacía que el ambiente estuviera algo fresquillo. Así que un poco de fiebre metalcore nos vino de maravilla. Los británicos ARCHITECTS se subían al escenario 2 poco antes de las 11 de noche. 5 siluetas se dibujaban sobre un fondo de colores cambiantes.

Unos tenues arpegios abrazaban la negra noche de Viveiro. Gravedigger. El primer tema del nuevo trabajo Lost Forever//Lost Together (2014) (lee nuestra reseña aquí) era el encargado de abrir el concierto. Mucha, mucha gente se aglutinaba frente al escenario y rompía a la vez que lo hacía este primer tema. Servidor incluído desde el foso. C.A.N.C.E.R fue el tema encargado de continuar el concierto. Otro tema del último álbum, que acaparó la mayoría de la setlist del show. La puesta en escena impresionaba. Muy pocas luces frontales hacían que los músicos se vieran como sombras en un bosque de haces de luz de colores variables y puros, todas provenientes del interior del escenario. El sonido era demoledor, muy acertado. Todos los instrumentos casaban perfectamente y las voces sonaban puras y colocadas. Tuvimos la ocasión de escuchar algún tema más clásico, como Day in Day out, Even if you win you’re still a rat, Alpha Omega.

 

 

Las canciones se sucedían sin descanso, el tiempo apretaba. Para terminar, uno de sus temas más famosos y representativos, These colours don’t run. Así que, aunque después de verlos en la entrevista tuviéramos nuestras dudas, la interpretación fue muy digna del momento y el lugar. Uno de los conciertos del día, sin duda.

 

Setlist de ARCHITECTS en Spotify

 

 MEGADETH

7,5/10

 

Ahora sí. Llegaba el gran momento. El MOMENTO. El que todos esperaban. El concierto que mucha gente ansiaba desde hace días, meses, quizá hasta años. Era el momento de MEGADETH. Aún les faltaban un par de temas a los británicos ARCHITECTS cuando debieron de ver la multitud que se amotinaba en frente del Main Stage para poder ver a sus ídolos lo más cerca posible. Mucha gente. La idea de acercarse al escenario era impensable. Para los más rezagados una pantalla colocada en la plataforma de Monster filmaba el escenario para que nadie perdiera detalle de lo que allí arriba sucedía. Era el plato fuerte del festival (incluso para los que no somos tan fieles seguidores de la banda) y todos lo sabíamos. La puesta en escena impresionaba. Un juego de pantallas gigantes creaba un fondo dinámico y de luces deslumbrante. Comenzaba el juego. Trash metal en estado puro: Hangar 18 hacía de introducción. Cientos de personas comenzaban a moverse hipnotizados por las guitarras distorsionadas y llegarían a vibrar con el eléctrico solo de martillo de Chris Broderick, que tuvo buena noche y fue quizás quien más brilló bajo el estrellado cielo de Viveiro. Siguió Wake up Dead, uno de los temas más antiguos y con el que darían un gran salto hacia la fama. El sonido fue muy aceptable durante todo el concierto. Se echó en falta quizá algo más de volumen. Pero supongo que nunca es suficiente el volumen para un grupo de esta categoría. En el escenario teníamos a una banda que lleva mucho tiempo en este mundo y que sabe como hacer las cosas. Así que a nivel técnico no tenemos queja. Profesionalidad, se llama.

 

 

Siguió el espectáculo y la setlist que nos traían preparada fue muy acertada. Aunque no disponían de todo el tiempo que, al menos el público hubiera deseado, se centraron en elaborar una lista de temas que incorporase todos los grandes himnos para meterse a los asistentes en el bolsillo y hacer que su participación hubiera merecido la pena. In my Darkest Hour, Skin O’My Teeth, She-Wolf, fueron algunos temas que precedieron a la pequeña pausa que se realizó en el ecuador del concierto con la interpretación de Tout le Monde, un respiro en medio de la tormenta. El público se volcó con el tema y manos arriba entonaban los primeros compases. Vendría ya la traca final del concierto. Un par de canciones más tarda llegaba Symphony of Destruction donde se alcanzó el punto álgido del concierto. El público se entregó totalmente a la causa y una enorme marea ondeaba uniforme frente a un MEGADETH comprometido. El cierre lo pondría Holy Wars, con el que el público volvería a venirse arriba. De esta manera se terminó un concierto que seguramente dejaría felices a muchas personas. Y de eso se trata. Aunque podría haber sido mejor, no todo el mundo tiene la oportunidad de ver a un grupo de tal tamaño en directo, y menos en un festival tan especial como es el Resurrection. Con esto nos quedamos.

 

Setlist de MEGADETH en Spotify

 

Aún seguía la gente con el eco de MEGADETH resonando en la cabeza cuando el concierto de HIGH ON FIRE daba comienzo en el Ritual Stage.  Un grupo de gente se encaminaba hacia la carpa y otros aprovechamos para tomarnos un respiro (y una fresca cerveza) después de tanta caña. Nos dimos una vuelta y cenamos algo en los fantásticos puestos de comida étnica que el festival incorporó este año como novedad. Una zona dedicada solo a comida con Kebabs, Mexicanos, comida Andaluza, Pizzas… etc. Un paraíso para los amantes del buen comer (servidor incluído).

Pasaban las 2:40 a.m. y comenzaba el último concierto del día (sin contar a DANCEFLOOR DISASTER). Era el turno de IGNITE en el Chaos Stage.

Un poco de hardcore del bueno para acabar la jornada, perfecto. En las inmediaciones del recinto, cientos de metaleros daban por concluida su jornada y mientras unos hacían cola en el autobús, otros emprendían a pie el camino a sus (provisionales) hogares. Los californianos demostraron una vez más su capacidad para tirar los directos como dios manda. Tocaron temas míticos como Let it Burn, Bleeding, Live for Better Days y el cover de U2 Sunday Bloody Sunday. La jornada había sido larga y se notaba, pero eso no hizo que muchos volvieran a volar sobre la marea de asistentes y los circle pits se abrieran como nunca. Una sonora ovación en medio de la noche despidió a los de OC mientras en la carpa empezaban a sonar versiones de ‘grandes e históricos’ himnos como Womanizer, de BRITNEY SPEARS y muchos otros que ahora no me vienen a la mente. DANCEFLOOR DISASTER hacía un concierto divertido para los más fiesteros pero a nosotros ya nos tocaba. Bastante por hoy.

Así que con una sonrisa de oreja a oreja y una rica y fresca cervecita suministrada por El Barón de la Birra, nos volvíamos caminando a la tienda comentando las mejores jugadas.

 

Crónica: Nacho Villalaín
Fotos: Nacho Villalaín
Fotos Amon Amarth y Megadeth: Resurrection Fest
Ilustración: Andrés Miguel

 

Más fotos:

(puedes ver más fotos del concierto en FlickR)

 

One thought on “Resurrection Fest 2014. Jornada del jueves 31/07/2014

  1. Pingback: Resurrection Fest 2014. Jornada del viernes 01/08/2014 | El Lado Oscuro de la Luna

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


+ tres = 11