Somas Cure: Éter (Crítica de discos)

Somas Cure

SOMAS CURE: Éter
Rock Estatal Records, 2017
9/10

 

El debate sobre el relevo generacional en el Rock español está muerto y enterrado. Pese a quien pese, y por mucho que algunos se empeñen en crear debates estériles, grupos como VITA IMANA, CRISIX o ANGELUS APATRIDA recogieron el testigo de los grandes clásicos hace ya unos cuantos años. Esta nueva generación de músicos ha crecido a un ritmo muy diferente y con unas posibilidades muy superiores, por lo que no es de extrañar que por fin estemos exportando formaciones con un nivel absolutamente internacional. A este selecto grupo de bandas hace tiempo que se sumó SOMAS CURE, con una juventud envidiable y con unas ganas de comerse el mundo propias de quien tiene las ideas muy claras.

eterSer la banda invitada de combos como SKUNK DF o HAMLET les ha dado el poso necesario para hacer un master acelerado en crecimiento musical, y con su cuarto trabajo de estudio, Éter, los de Móstoles han terminado por refrendar su posición en la Primera División del Metal español.

Seguramente, el mayor logro de SOMAS CURE ya no es hacer canciones descomunales, estribillos sibilinos o riffs abrasadores, sino que su mayor virtud es tener un sonido propio e influenciar a otros combos sin haber superado la treintena. Casi nada… Con el paso de los años, y con más experiencia en sus espaldas, cuesta imaginar el techo de su música.

Una vez más, el quinteto ha dado una vuelta de tuerca a sus composiciones y ha construido el disco que, según ellos mismos, querían hacer desde que se formó el conjunto. En Éter, la modernidad y la vanguardia se vuelven a asociar con unas pistas en las que la contundencia y la melodía campan a sus anchas en un brutal ejercicio de equilibrio musical; ese equilibrio es el que logra que la propuesta de los madrileños sea caballo ganador y garantía de éxito.

La variedad es marca de la casa y uno de los mayores valores de Éter. A lo largo de los doce temas que componen la obra encontramos tramos más desgarradores, como Leviatán o Abre la Tierra en Dos, con otros más directos y accesibles como Aire o Adicta. Los primeros tienen partes más comprimidas y agresivas en las que la potencia, pese a ser muy medida, se lleva la palma. La voz de Chema (que merecería una reseña entera aparte), saca su lado más duro y brutal. Las segundas son mucho más abiertas y están enfocadas a melodías mucho más pegadizas. Aquí, el vocalista madrileño se lleva su portentosa voz al extremo opuesto de su tesitura.

Posiblemente, SOMAS CURE haya levantado ligeramente el pie del acelerador en beneficio de unas atmósferas más densas y profundas. Sin ser algo provocado, han conseguido un nexo de unión entre los cortes y un añadido extra al resultado final. Es muy posible que el cambio de responsable del master, Jens Bogren, haya sido el responsable de este hecho.

Por su parte, Kelt es uno de los cortes que más ha llamado mi atención. En mi opinión, aúna lo mejor de los madrileños y resume perfectamente el concepto SOMAS CURE. Además, tiene uno de los mejores riffs del disco y una línea vocal que se graba a fuego desde la primera escucha: “¿recuerdas al niño que se encaró a la bestia?” El estribillo, abierto y repleto de fuerza, es de los mejores en mi opinión. Por último, la brutal muestra de talento en la construcción del tema certifica que estamos ante una de las mejores obras del combo hasta la fecha.

El concepto y las letras de Éter vuelven a merecer especial mención. Siempre he creído que las canciones de los madrileños cantadas en inglés les abrirían las puertas del mercado internacional, pero también opino que cantar en castellano les permite crear unos textos únicos y tremendamente inteligentes; así que mejor no tocar nada.

En esta ocasión han optado por no cerrar el elepé con una pista relajada de piano o acústica como en anteriores discos, y es que su inquietud e inconformismo les llevan a buscar siempre la forma de reinventarse. A ver quién es capaz de encasillar a SOMAS CURE.

 


Vídeo – SOMAS CURE – Leviatán

 

En definitiva, el quinteto de Móstoles ha regresado para pegar otro golpe brutal encima de la mesa. Mientras algunos se lían en las redes sociales con niñerías de patio de colegio sobre la caspa en el Rock o tonterías similares, estos cinco chavales miran al frente y ponen todo su talento a merced de la música. Luego dirán que el trabajo no da sus frutos, pero es que estos mozos, además de currar como animales, tiene un don para esto de la música. Vaya futuro les espera…

 

Texto: José Manuel Taboada
Ilustración: Andrés Miguel

 

Tracklist:

  1. Génesis
  2. En Carne Viva
  3. Leviatán
  4. Aire
  5. Kelt
  6. Adicta
  7. Éter
  8. Dunas De Marte
  9. Abrir La Tierra En Dos
  10. Pangea En Llamas
  11. Ceniza
  12. Mil Voces

 

Formación:

  • Txema Fonz – Voz
  • Álvaro Longarela – Guitarra
  • Borja Iglesias – Guitarra
  • Víctor Pérez – Bajo y coros
  • Darío Gómez – Batería

 

Éter se puede descargar de manera gratuita desde la página web de la banda. Igualmente, el compacto se puede adquirir en formato físico en la tienda en línea del grupo.

 

Más información en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


uno × = 5